Javier Laertes.- La administración estatal no autorizó ningún incremento a las tarifas del transporte público en ninguna de sus modalidades, por lo que quienes incurran en esta irregularidad de aumentar el precio del pasaje estarían violando la ley y se les puede cancelar la concesión hasta por tres meses.

El titular de la Dirección General de Transporte Público, Rafael Eugenio Escobar Torres, dio a conocer lo anterior, ante el anuncio que en el puerto de Veracruz hicieron este jueves empresarios y concesionarios sobre un aumento a las tarifas el cual alcanzaría los diez pesos.

“Los señores concesionarios pueden salir y declarar, hacer sus ruedas de prensa, decir que van aumentar y nosotros como autoridad tenemos la obligación de hacer cumplir las leyes, por lo tanto tenemos que aplicar con absoluto rigor y estrictamente apegados a derecho lo que mandata tanto la ley, como el reglamento de Tránsito y Transporte, por lo tanto aquellos concesionarios que de manera unilateral aumentaran la tarifa establecida, serán sancionados”, adelantó.

El funcionario dependiente de la Secretaría de Seguridad Pública, puntualizó que de acuerdo a la ley, las negociaciones para posibles aumentos se llevan a cabo cada fin de ejercicio, por lo que en este momento no se tiene previsto ningún incremento y quienes incurran en ello podrían recibir la sanción que marca el propio reglamento.

“La ley es muy clara al respecto y en ese sentido, ningún concesionario puede de manera unilateral modificar las tarifas eso tiene que ser autorizado por el gobierno del Estado a través del Secretario de Seguridad Pública, en este momento no tenemos considerado que vaya haber algún aumento en las tarifas en ninguna de las modalidades o submodalidades que tienen que ver con el transporte de las personas y sus cosas”, afirmó.

Dejar respuesta