Javier Laertes

El Poder Judicial del Estado de Veracruz recibirá una ampliación presupuestal para que pueda hacer frente a sus compromisos, adelantó el gobernador Cuitláhuac García Jiménez.

El mandatario estatal reconoció que, a pesar de la disposición de la mayoría de los magistrados, así como trabajadores en disminuir sus salarios, aún se requieren recursos para la operación de ese poder.

Es por lo anterior explicó que se cuenta con un plan B para el caso de que el presupuesto del Poder Judicial no alcanzara hasta fin de año, por lo que la Secretaría de Finanzas y Planeación (SEFIPLAN) ya traza una estrategia.

“Si vamos a tener que ayudarles, una ampliación presupuestal, se tenía ese plan B ahí y ya se habló, ya tuvimos la reunión Poder Judicial con Finanzas y ya se estableció una estrategia; accedimos por el gesto tuvieron los magistrados de quitarse el 20 por ciento, otros el 30 la gran mayoría y entramos al plan de austeridad que implicaba quitar algunos otros privilegios”, explicó.

Reconoció la decisión de los magistrados que decidieron bajarse el sueldo en un 20 y un 30 por ciento, al tiempo que eliminaron “algunos otros privilegios” como el cobro de un mes más de salario en el aguinaldo; dijo que esto también constituía un gesto hacia los empleados del Poder Judicial, que cobran dos meses de aguinaldo y perciben mucho menos que los magistrados.

Finalmente, dejó en claro que, con la Cuarta Transformación, se acabó la época de los bonos de cientos de miles de pesos, y han reducido sueldos él mismo y sus Secretarios de Despacho.

Dejar respuesta