Javier Laertes.- Tanto los gobiernos de Veracruz y Puebla tienen ubicados a los grupos delictivos que operan entre ambas entidades, por ello con el reforzamiento de la seguridad en la zona limítrofe se busca erradicar esta situación, señaló el gobernador Cuitláhuac García Jiménez.

Entrevistado a su arribo al Congreso del Estado el mandatario estatal mencionó que derivado de acciones de inteligencia, se logró determinar esta situación por lo que se compartió la información con su homólogo Miguel Barboza.

Es por lo anterior que se reforzará a partir del primero de septiembre la seguridad en 36 municipios de Veracruz y 33 de Puebla, los cuales limitan entre si para evitar que continúen los hechos delictivos.

Dejar respuesta