Javier Laertes.- La administración estatal no ordenó desalojo de antorchistas en el fraccionamiento “Villas Xalapa”, la mañana de este jueves pues solo se acató un mandato judicial que ordenó un juez.

Por medio de un comunicado la autoridad estatal, aclara que la Secretaría de Seguridad Pública, no violentó los derechos humanos de quienes invadían desde hace 15 años 36 viviendas en esa zona de la capital.

Explica que en otras administraciones no se procedió, porque así convenía a los intereses políticos de ese momento, sin embargo, de no acatar esta resolución se hubiera incurrido en una ilegalidad por parte del Estado, por lo que se hubiese hecho objeto de sanciones que van hasta la destitución de funcionarios.

A continuación el texto íntegro que circuló la autoridad estatal:

El Gobierno de Veracruz acató una orden judicial para el desalojo de 36 viviendas invadidas por personas adheridas a la organización Antorcha Campesina.

Esta ocupación ilegal se ha venido presentando desde hace más de 15 años y administraciones pasadas no actuaron porque así convenían a sus intereses políticos.

Los dueños de las propiedades demandaron el desalojo que fue otorgado por un juez del Poder Judicial y, en presencia de actuarios, la Secretaría de Seguridad Pública (SSP) procedió.

En caso de haber hecho caso omiso a dicha orden, el Gobierno de Veracruz caería en desacato y se procedería a la sanción e incluso remoción de servidores públicos.

Durante las acciones, los elementos de la SSP no reprimieron, golpearon ni lastimaron a los ocupantes, en estricto apego a derechos humanos, principio bajo el cual se conduce la administración que encabeza el gobernador Cuitláhuac García Jiménez.

Dejar respuesta